Nueva York

Garrigues fue una de las primeras firmas de abogados europeas en establecerse en los Estados Unidos con la apertura de su oficina de Nueva York en 1973.

La práctica de esta sede está fundamentalmente orientada a dos aspectos. Por una parte, en asesorar a nuestros clientes norteamericanos y canadienses en derecho español en aspectos mercantiles y fiscales, fusiones y adquisiciones, private equity, financiaciones, reestructuraciones y mercado de valores, así como en la planificación de sus estructuras de inversión.

Por otra parte, en acompañar a los clientes de la firma durante la fase inicial de sus inversiones en Estados Unidos y Canadá. Desde Nueva York les asesoramos en asuntos mercantiles, comerciales y de negocios, coordinando la actuación con nuestros aliados en Estados Unidos y otras firmas de abogados locales líderes en transacciones de especial complejidad, temas fiscales, mercado de valores, bancario y sectores regulados, entre otras.

Asimismo, a través de nuestras oficinas en Colombia, Perú, México, Chile y Brasil ofrecemos una plataforma integral desde la cual nuestros clientes tienen acceso a gran parte de Latinoamérica.