Publicaciones

MILA – Oportunidad de inversión y financiación en Latinoamérica

07/05/2014
Artículos de profesionales

Los mercados financieros latinoamericanos no presentaban, hasta hace pocos años, una integración tan importante como la que viven actualmente. El crecimiento positivo de la región ha generado un cambio en la forma en la que estos mercados se relacionan entre sí. Uno de los ejemplos más notables de unificación es el proceso de integración bursátil iniciado por Colombia, Chile y Perú, denominado Mercado Integrado Latinoamericano – MILA.

 

Javier Ybáñez y Camilo Gantiva
Actualidad Jurídica Aranzadi, Nº 884

Integración pionera en el mundo.

Por primera vez, los mercados bursátiles de tres países diferentes se han integrado sin que medie una fusión o integración corporativa de las respectivas bolsas de valores. Este proceso se ha llevado a cabo mediante el uso de herramientas tecnológicas y la armonización de la normatividad de los diferentes países, en un proceso que vio sus primeros resultados en el 2011 y que tiene por objetivo convertirse en el mercado bursátil más atractivo de la región.

A través del MILA los inversionistas de cualquiera de los países miembros pueden adquirir directamente, en su moneda local y usando entidades financieras de su respectivo país, valores listados en cualquiera de los otros países que forman el mercado integrado. Gracias al MILA los inversionistas pueden diversificar su portafolio más fácilmente y acceder a nuevos emisores. Desde el punto de vista de las compañías emisoras, el MILA les permite acceder a financiación regional en el mercado de valores, sin tener que realizar lentos y costosos procesos de admisión a cotización en bolsas internacionales y sin tener que reportar información adicional a autoridades extranjeras.

Cuando un emisor tiene sus acciones admitidas a negociación en alguna de las bolsas de valores indicadas, automáticamente sus acciones pueden ser adquiridas a través de las demás bolsas de valores que integran el MILA. De esta forma, un inversionista en cualquiera de los tres países puede fácilmente adquirir acciones de dicho emisor. No son necesarios inscripciones o trámites adicionales para que dichos valores puedan ser adquiridos en cualquiera de los países que integran el MILA.

El buen momento de América latina y particularmente de los países del MILA.

La iniciativa de integración bursátil del MILA surge en parte como consecuencia del crecimiento de los mercados de dichos países y del proceso de consolidación de empresas con presencia en los mercados regionales.

Los países que actualmente conforman el MILA han mostrado unas cifras macroeconómicas muy estables y unas altas tasas de crecimiento, aún comparados con el resto de la región. El crecimiento del PIB de Colombia durante los últimos 3 años ha sido del 6.6% (2011), 4.2% (2012) y 3.7% (2013); el crecimiento de Chile ha sido del 5.9% (2011), 5.6% (2012) y 4.4% (2013); y el crecimiento de Perú ha sido del 6.9% (2011), 6.3% (2012) y 5.4% (2013) y todos ellos con buenas expectativas de continuar creciendo a ritmos similares.

El fortalecimiento de empresas regionales, que aprovechan el auge por el que atraviesan los países del área, ha dado lugar a que desde finales de la década pasada se haya acuñado un nuevo término “multilatinas” para referirse a este tipo de empresas.. El crecimiento de las empresas multilatinas ha traído un mayor ingreso de capitales extranjeros y un mayor requerimiento de financiación para el crecimiento de estas empresas regionales, lo que genera un obvio impacto positivo sobre los mercados de valores locales. Según S&P, entre 2003 y 2013, la suma de la capitalización bursátil de los mercados de valores de Colombia, Chile y Perú subió aproximadamente de 84.350 millones , a 433.300 millones de euros a diciembre de 2013, es decir, un incremento cercano al 500%.

El MILA ha permitido que estas economías adquieran un mayor protagonismo. Tal y como han señalado algunos analistas, al observar individualmente a Perú, Chile o Colombia, se observan países pequeños en el entorno global; no obstante, al juntarlos se encuentra un PIB de 576.700 millones de euros y un mercado de más de 90 millones de personas. Por esta razón algunos analistas ya no observan a los países individualmente, sino al MILA como bloque.

Actualmente el MILA es el mercado latinoamericano con mayor número de emisores inscritos (589) y el segundo mercado con mayor capitalización bursátil (480 mil millones de euros) después de la bolsa brasileña.

Un proyecto que se expande.

Desde hace más de un año México viene adelantando un proceso para integrarse al MILA. En diciembre de 2013 adoptó las reformas legislativas internas necesarias para poder cumplir con los requisitos establecidos y se espera que durante 2014 se concrete su ingreso. Con este nuevo integrante se espera que el número de emisores en el MILA aumente a 690 y la capitalización bursátil conjunta del mercado llegue a los 880 mil millones de euros. La entrada de México puede hacer que el MILA adquiera un mayor dinamismo y que se acelere el ritmo de crecimiento del mercado integrado, el cual ha crecido moderadamente en sus primeros años.

En todo caso, el crecimiento e interés que despierta el MILA no se termina con la entrada de México. Diversos medios especializados han revelado el interés de la Bolsa de Sao Paulo y de bolsas de países como Panamá y Uruguay en explorar la posibilidad de integrarse igualmente al MILA.

En definitiva, el proceso de integración de los mercados financieros latinoamericanos y particularmente su desarrollo actual en Colombia, Perú, Chile y México sigue generando expectativas y oportunidades tanto para empresas regionales, como para inversionistas extranjeros.

Compartir

  • Compartir en LinkedIn
  • Share in Facebook
Oficinas relacionadas
Áreas de práctica relacionadas
Abogados relacionados